El Gobierno ha aprobado el Real Decreto-Ley 4/2012 por el que se determinan las obligaciones de información y mecanismos necesarios para establecer un mecanismo de financiación para el pago a proveedores de las entidades locales.

Esta normativa nace con la doble finalidad de sumministrar liquidez a las empresas y apoyar financieramente a las entidades locals que podran satisfacer sus deudas mediante  una financiación que todavia esta por determinar por parte de la Comisión Delegada del Gobierno español.

Podran acogerse  al mecanismo de financiación los proveedores que tengan obligaciones pendientes de pago con las entidades locales u organismos dependientes de estas siempre y cuando se trate de deudas vencidas, liquidas, exigibles, anteriores a enero de 2012 y que se refieran a contratos incluidos en el ambito de aplicación de la  Ley de Contratos del Sector Público.